Eligiendo zapatillas para correr

0
108
zapatillas para correr

Como todos los que habitualmente corréis, sabréis que contar con unas buenas zapatillas para correr es clave para evitar lesiones y poder entrenar cómodamente. Cuando estamos empezando en esto de correr, pues pensamos que con ir a una tienda genérica de deportes nos vale, pero a lo mejor cuando llevamos algún tiempo queremos investigar algo más…

Y eso me ha pasado a mi ahora, que necesitaba unas zapatillas y he investigado un poco en busca de las alternativas existentes. Y como en casi todo en esta vida, nada como investigar un poco un campo para ver que las opciones son enormemente variadas…

Una de las divisiones que en primer lugar aparece es la clasificación entre zapatillas de entrenamiento y de competición. Tras investigar un poco más, hemos dado con las diferencias:

zapatillas para correrDiferentes zapatillas para correr

  • Las zapatillas de entrenamiento son más cómodas, amortiguan mejor y por lo tanto están más enfocadas a entrenamientos más diarios o largos
  • Las zapatillas de competición han sido optimizadas para carreras más rápidas, por lo que su amortiguación es mucho menor a costa de un menor peso

Sin duda, en mi caso estaba claro, puesto que apenas compito. Recomiendan contar con dos pares de zapatillas, aunque creo que eso es para niveles algo más avanzados que el nuestro. En cualquier caso, por si alguien aún lo duda, un dato que me ha parecido muy esclarecedor es que para una persona que haga una maratón en 2:30 con unos 65 kg se recomiendan unas zapatillas “mixtas”, que no lleguen a ser de competición propiamente dichas para evitar posteriores lesiones. Sin duda, como esto al menos a nosotros nos queda lejos, las zapatillas de competición han quedado completamente descartadas. Quizás en un futuro opinemos distinto, pero por ahora…

Otra división de las zapatillas que inmediatamente se refleja es la diferencia en función del tipo de pisada del corredor, pudiendo ser:

– pronador: cuando nuestra pisada tiende hacia el interior. Es el tipo de pisada más común (más de un 60% de las personas somos pronadores), y por lo tanto, el tipo de pisada que más zapatillas tratan de corregir y en consecuencia donde más variedad encontraremos.

– supinador: cuando nuestra pisada tiende hacia el exterior. Es el defecto menos común, se estima que menos de un 8% tienen este tipo de pisada.

– neutro: cuando nuestra pisada no tiende a girar ni al exterior ni al interior. Alrededor de un 20-30% cuentan con una pisada sin defectos.

Sin duda, es recomendable que, si tenemos previsto entrenar con relativa frecuencia, realicemos previamente un estudio de nuestra pisada para poder comprar las zapatillas que más nos convengan. Este tipo de estudios se pueden realizar bien en clínicas o bien en tiendas especializadas de corredores.

A ver si en alguno de los futuros posts de por aquí os contamos nuestras experiencias eligiendo modelos en concreto.

zapatillas para correrEligiendo zapatillas para correr

Es cierto que en tiendas como Decathlon te hacen un miniestudio de tu pisada y luego te recomiendan el calzado correspondiente. Sinceramente, no creo que el estudio que te puedan hacer ahí sea suficiente para asegurarte que aciertan. De hecho, casi seguro que se basan en que la mayoría de los corredores son pronadores y en consecuencia te recomendarán un tipo de zapatillas válidas para pronadores moderados.

No obstante, hay que tener siempre presente un aspecto de estos estudios, y es que, si queremos que sean realmente fiables, los debemos hacer en clínicas especializadas. Hay tiendas como Laister que te hacen un estudio más completo que en muchas tiendas, pero si queremos resultados fiables, estos estudios deben ser realizados en clínicas ortopédicas. No es necesario navegar mucho por internet para encontrar voces quejándose de lo erróneo de los resultados de Laister, por ejemplo.

Pero claro, toda mi argumentación está basada en el estudio de la pisada. Por lo que yo creo que la solución óptima es hacerse un buen estudio de la pisada lo más serio posible, y posteriormente comprar las zapatillas donde más barato las encontremos (y, efectivamente, esto suele suceder en tiendas como decathlon o incluso tiendas online).

En cuanto al tiempo que nos deben durar las zapatillas, con un uso frecuente se recomienda cambiarlas cada año. Pero quizás esto depende de cada caso, y si no realizamos entrenamientos demasiado largos, posiblemente podamos alargar la vida de las zapatillas bastante. Pero hay que tener presente que no podemos apurar al máximo, puesto que una de las características que antes se resienten en las zapatillas es la amortiguación, y en consencuencia, nuestras rodillas podrán sufrir mucho más de lo necesario…

Y finalmente, pues sinceramente creo que las zapatillas de competición quedan muy lejos de la gente normal. Pero también ten en cuenta que esto es como todo, a quien le guste correr, le gustará tener la mejor equipación posible, Y aunque las diferencias puedan ser mínimas, siempre es reconfortante ver cómo mejoramos nuestras marcas personales en las competiciones, por lo que cualquier ayuda será bienvenida… O piensa por ejemplo en aquellos  los que les gusta la bici (que muy lejos de Mis Entrenamientos no quedan Sin duda, en tener una buena bici se gastarán bastante más dinero que en un par de zapatillas…

Tras analizar un poco el mercado, teníamos claro los anteriores puntos:

– No somos profesionales, corremos para divertirnos. Muy puntualmente competimos, pero “contra nosotros mismos”, es decir, queremos plantearnos unas marcas medio-ambiciosas, pero no aspiramos a ganar las carreras.

– Presupuestos hay muchos. Si bien queremos unas zapatillas buenas, no queremos las más caras del mercado, no nos hacen falta. Tan sólo pedimos unas zapatillas que no hagan daño a nuestras rodillas y tobillos.

– No sabemos qué tipo de pisada tenemos. Y desde luego, qué mejor oportunidad para conocerlo…

Y con estas ideas claras… acabamos comprando en Laister! Las ventajas que nos aporta esta tienda son las siguientes:

– Es una tienda especializada en corredores con muchos años dando un buen servicio y muchos clientes satisfechos

– Nos hacen un estudio de la pisada, indicándonos posteriormente los modelos de zapatillas que más nos conviene

– Y contábamos con una oferta en la que nos daban diversos regalitos al comprar las zapatillas

El trato allí es muy bueno, y una vez que te hacen el estudio, te ofrecen diversos modelos de un rango más o menos amplio de precios, no siendo necesario gastarse demasiado dinero. En nuestro caso, finalmente nos inclinamos por las zapatillas Saucony Omni 8 , unas zapatillas muy cómodas, destinadas para pronadores leves de 65 a 75 kgs, más o menos.

Tras probarlas unos cuantos días, os puedo asegurar que son muy cómodas y que pueden ser una buena elección para muchos corredores de estas características. Y son unas zapatillas que cómo podréis ver, no son demasiado caras, por lo que estamos muy contentos con nuestra elección.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduzca su comentario
Por favor, introduzca su nombre aquí