Vitaminas: para qué sirven y qué alimentos las tienen

0
91

Contenidos

Las vitaminas son nutrientes esenciales que desempeñan un papel fundamental en el funcionamiento adecuado del cuerpo humano. Aunque se necesitan en pequeñas cantidades, son vitales para una variedad de funciones biológicas, como el crecimiento, la reparación de tejidos, la función inmunológica y la producción de energía.

Obtener una ingesta adecuada de vitaminas a través de la dieta es crucial para mantener la salud óptima y prevenir deficiencias nutricionales. Por ello, en este artículo de EFAD te contamos para qué sirven y qué alimentos son ricos en ellas. ¡Vamos allá!

¿Para qué sirven las vitaminas?

Lo primero de todo es saber para qué sirven exactamente las vitaminas. Desempeñan una variedad de funciones en el cuerpo humano, entre las que se encuentran las siguientes:

  • Crecimiento y desarrollo: son fundamentales para el crecimiento y desarrollo adecuados, especialmente durante la infancia, la adolescencia y el embarazo.
  • Función inmunológica: algunas, como la vitamina C y la vitamina D, son importantes para mantener un sistema inmunológico saludable y prevenir enfermedades.
  • Producción de energía: las vitaminas del complejo B, como la vitamina B12 y la vitamina B6, juegan un papel crucial en la producción de energía a partir de los alimentos que consumimos.
  • Salud de la piel, cabello y uñas: varias de ellas, incluidas las vitaminas A, E y biotina (vitamina B7), son importantes para mantener la salud y la apariencia de la piel, el cabello y las uñas.
  • Salud ocular: la vitamina A es esencial para la salud ocular y la visión adecuada, especialmente en la oscuridad.
  • Función cerebral: algunas vitaminas, como las vitaminas del complejo B y la vitamina E, son importantes para la salud cerebral y la función cognitiva.

¿Qué alimentos tienen vitaminas?

Existen una variedad de alimentos que son ricos en diferentes vitaminas. A continuación, te dejamos una lista de algunos alimentos que son fuentes excelentes de vitaminas importantes:

  • Vitamina A: zanahorias, boniatos, espinacas, brócoli, calabaza e hígado.
  • Vitamina C: naranjas, fresas, kiwi, brócoli, pimientos, col rizada y tomates.
  • Vitamina D: pescados grasos (como el salmón, las sardinas y la caballa), yema de huevo, hígad y productos lácteos fortificados.
  • Vitamina E: almendras, semillas de girasol, espinacas, aguacates, aceite de oliva y aceite de girasol.
  • Vitaminas del complejo B: carnes magras ( como el pollo, el pavo y la carne de ternera magra), pescados, huevos, productos lácteos, granos enteros (como el arroz integral, la quinoa y la avena), legumbres (como las lentejas, los garbanzos y las judías).
  • Vitamina K: espinacas, col rizada, brócoli, coles de Bruselas y col.

En definitiva, las vitaminas son nutrientes esenciales que desempeñan un papel crucial en la salud y el bienestar general. Además, obtener una variedad de vitaminas a través de una dieta equilibrada y variada es fundamental para mantener la salud óptima y prevenir deficiencias nutricionales. Al incluir una variedad de alimentos ricos en vitaminas en tu dieta diaria, puedes garantizar que tu cuerpo tenga todo lo que necesita para funcionar correctamente y mantener un estilo de vida saludable a largo plazo. Y si te interesa el mundo de la nutrición, seguro que te encanta el Experto Universitario en Estrategias Nutricionales en el Deporte de EFAD. ¡Infórmate sin compromiso!

Recuerda que en EFAD ofrecemos una formación específica en Dirección y Gestión del Deporte, Entrenamiento y Fitness y Nutrición Deportiva, puedes consultar toda nuestra oferta formativa en nuestra web: www.efadeporte.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduzca su comentario
Por favor, introduzca su nombre aquí